Crosby Stills Nash & Young


Crosby, Stills , Nash & Young


El terceto Crosby, Stills & Nash estaba compuesto por el británico Graham Nash (nacido el 2 de febrero de 1942 en Blackpool), quien abandonó a los Hollies para unirse a los estadounidenses David Crosby (nacido el 14 de agosto de 1941 en Los Angeles), ex componente de los Byrds y Stephen Stills (nacido el 3 de enero de 1945 en Dallas), antiguo miembro de Buffalo Springfield.
Esta reunión artística, producida en el año 1968, supuso uno de los proyectos musicales de mayor significación popular y crítica en los últimos años de la década de los 60 y comienzos de los 70.
Paradigmas del pensamiento hippie, punzantes en sus diatribas sociales, culturales y políticas, pero sin ínfulas artificiosas, aunaban en su lúcida materia lírica temas libertarios, pacifistas, ecologistas y progresistas, sin descuidar asuntos como el amor, sexo o las drogas.




En cuanto a su sonido, influenciaron notablemente a gran parte de sus coetáneos, especialmente por su espectacular empleo de las armonías vocales y por la eficiente mezcolanza estilística, que viajaba desde el folk o el rock, hasta el pop, la psicodelia o el soft-rock.
En 1969 publicaron su primer LpP "Crosby, Stills & Nash" (1969), un gran disco de sonoridad acústica que les llevó a lo más alto, cosechando un gran éxito comercial, corroborado en pletóricas actuaciones en directo repletas de miles de admiradores.
Algunos temas del álbum han pasado a la antología de clásicos de la época, como "Suite: Judy Blue Eyes", una pieza dedicada por Stills a Judy Collins, "Marrakesh Express", single que Nash había escrito en la época de los Hollies o "Wooden Ships", un sensacional tema antibelicista.
En el disco colaboraron multitud de importantes músicos establecidos en la California de los 60, como Chris Hillman, Jerry Garcia, Art Garfunkel, Carole King, Joni Mitchell, John Sebastian o Neil Young (nacido el 12 de noviembre de 1945 en Toronto), ex miembro de Buffalo Springfield que ya había iniciado una carrera en solitario. Young se uniría al trío en 1969, poco antes de aparecer en el famoso Festival de Woodstock.
El ahora cuarteto grabaría un album sobresaliente, "Deja Vu" (1970), en el cual expandían su faceta acústica con una textura más eléctrica.




Los cuatro componentes ofrecían lo mejor de sí mismo, con diez temas de excepción, entre ellos uno escrito por Joni Mitchell, el single "Woodstock", canción que ese mismo año publicó la canadiense en su disco "Ladies of the Canyon". "Deja Vu", la cumbre del supergrupo, llegaría al número 1 en los Estados Unidos.
El mismo puesto alcanzó el directo "Four Way Street" (1971), un doble Lp que apareció cuando Crosby, Stills, Nash & Young ya no existía como grupo.
En el disco incluían temas como "Triad", la canción que había escrito David Crosby para el Lp de los Byrds "The Notorious Byrd Brothers" y que, al no ser admitida por McGuinn, supuso la marcha de un enojado Crosby del gran grupo californiano.




Otras piezas que no habían aparecido con anterioridad en sus dos discos de estudio eran "Chicago", el himno de "Songs for beginners", primer disco de Graham Nash en solitario, "Cowgirl in the sand", el temazo de Neil Young que aparecía en su disco "Everybody knows this is nowhere", "Southern man", pieza antiracista de Young que estaba incluida en su disco "After the gold rush" u "Ohio", canción escrita también por Neil Young en protesta por el asesinato de cuatro estudiantes universitarios que se estaban manifestando contra la guerra del Vietnam en la ciudad americana que da título al tema.
Lamentablemente y tras estos imprescindibles discos, la confluencia de egos terminó por crear mal ambiente y el grupo se separaría.
Carreras en solitario y algunas propuestas conjuntas, como la efímera de Stills-Young Band o la de Crosby & Nash, quienes publicaron varios discos de gran enjundia artística, especialmente "Wind on the water" (1975).
En 1974 se reunieron para tocar en directo, pero sin grabar ningún album. Su avispada casa de discos, aprovechando la coyuntura, editó el recopilatorio "So far" (1974), un disco que de nuevo alcanzó lo más alto en los Estados Unidos.




Después de siete años de no grabar ningún disco nuevo en estudio, Crosby Stills & Nash, con la ausencia de Neil Young, inmerso en una excepcional trayectoria en solitario, publicaron "CSN" (1977), un disco muy estimable que llegó al número 2 en listas comerciales.
Los temas más recordados de este disco son el single "Dark Star" de Stills, "Carried away" o "Cathedral" de Nash, "Shadow Captain" o "In my dreams" de Crosby y "Just a song before I go", canción escrita por Graham Nash que cosechó estupendas ventas, alcanzando el puesto número 7 en sencillos.
El poderío en ventas de Crosby, Stills & Nash permanecía incólume y sus conciertos siempre ofrecían una jubilosa correspondencia con sus múltiples seguidores.
"Daylight Again" (1982), publicado dos años después de que Nash se nacionalizara estadounidense, resultó inferior a sus precedentes, debido principalmente a la ausencia casi total de David Crosby, que estaba inmerso en graves problemas con las drogas.




Estos problemas incluso le llevarían a pasar un año en prisión a mediados de la década de los 80 por abandonar el programa de rehabilitación que le habían impuesto cuando fue acusado de posesión de cocaína y armas.
Quienes apoyaron a Stills y Nash en tareas vocales fueron Art Garfunkel, el teclista Mike Finnigan y Timothy B. Schmit, miembro del grupo Poco y posteriormente Eagles. "Wasted on the way", tema escrito por Nash, fue el single de mayor éxito del disco.
Poco a poco Crosby se fue desintoxicando y su vida volvió a pautas más tranquilas, hecho aprovechado para una nueva reunión del grupo, que incluía también a Neil Young.
Los cuatro grabaron el disco "American Dream" (1988), un trabajo no comparable a sus primeros Lps, pero muy superior a "Live it Up" (1990), album publicado solamente por Crosby, Stills & Nash, con una paupérrima portada y una música muy pobre, entre las que destacaba "Haven't we lost enough?", pieza escrita por Stephen Stills.




Por el contrario, los conciertos del trío, principalmente acústicos, eran espléndidos y seguían obteniendo un masivo seguimiento. En 1994 Crosby, Stills & Nash grabó otro Lp en estudio, "After the storm" (1994), un disco mediocre que incluía el tema de los Beatles, "In my life".
Su última entrega, con la vuelta de Neil Young, fue el desigual "Looking Forward" (1999), disco en el que las mejores composiciones eran ofertadas por el músico canadiense, con temas como "Slowpoke", "Out of control" o el single homónimo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario